Santa Fe - Agentes policiales de la Ex Drogas Peligrosas lo sindican como comercializador de sustancias estupefacientes, cabe consignar que los policías también fueron denunciados por el dirigente socialista.
 
Hace setenta y dos horas se conocieron hechos que involucran al actual Presidente Comunal de la localidad de Colonia Teresa, en el Departamento San Javier,  el abogado Santiago VIGIL, perteneciente al Frente Progresista Cívico y Social, y que también tiene como actores a agentes policiales, en denuncias cruzadas, y que de manera indirecta roza a un importante funcionario del Ministerio de Seguridad, por ser familiar de uno de ellos.
 
Según una declaración que trascendió en las redes sociales, recepcionada en la Policía de Investigaciones (PDI), el jefe comunal socialista, fue sindicado como poseedor de estupefacientes, y comercializador de los mismos, y hasta tenedor de "cocinas de drogas", según el testimonio conocido en las ultimas horas, por parte de agentes de la ex Drogas Peligrosas; y que también fueron denunciados por el político.
 
Las acusaciones son muy graves, por lo tanto, creemos que no debe suceder "lo de siempre"; que las sospechas solo caigan en personal policial, que pueden o no tener responsabilidad en las imputaciones que se les hicieron.
 
La sociedad santafesina, y los trabajadores policiales, deben ver el vaso lleno y no a medias; porque las informaciones parcializadas, o direccionadas suelen ser maliciosas muchas veces; y es necesario saber todo; por eso, así como trascendieron las denuncias que se habían hecho, sobre este mismo hecho de parte de VIGIL hacia los policías de la ex Drogas Peligrosas; también es bueno y sano para todos, conocer que es lo que dicen estos agentes sobre el jefe comunal.
 
Los antecedentes socialistas bajo la lupa
 
Cabe consignar, que el gobierno provincial, en las gestiones de Antonio BONFATTI, y Miguel LIFSCHITZ han estado signadas por las permanentes ligazones en que se han visto envueltos, al ser sindicados algunos de sus funcionarios con el negocio de las drogas; y que bien pudieron enderezar bajo el disciplinamiento del juez rosarino Juan Vienna, que compartió un ring side con un narco en una velada boxistica en Estados Unidos.
 
Los hoy detenidos y condenados de distintas bandas narcos de Rosario, en juicios orales apuntaron directamente al socialismo de ser responsables del narcotrafico, una computadora perteneciente a un narcotraficante asesinado, fue manipulada por un político sin ninguna razón; el ex jefe de Investigaciones de Rosario, fue asesinado y hasta hoy no hay ni un solo detenido por ese hecho.
 
De hecho, en la actualidad, Maximiliano PULLARO mantiene en el cargo a una funcionaria que esta procesada por un delito en una causa de narcotrafico, y donde nada se dice, aunque se pregona a los cuatro vientos, "separamos la paja del trigo"; una gran mentira.
 
Captura de pantalla (1369)En las ultimas elecciones, el propio partido separó de sus huestes, al candidato a jefe comunal de Esteban Rams, Fernando "nani" VERA, quedó con prisión luego de ser acusado de integrar una banda dedicada a robar ganado en el norte provincial; y donde también disponía de una máquina de la propia comuna para remover la tierra en campos de la zona, donde se preparaban pistas para avionetas.
 
Mucho políticos a lo largo y ancho del país, en el ultimo tiempo han estado involucrados en casos resonantes como estos; de hecho esta pasando actualmente con una diputada nacional del Chaco, y aquí nomas con el mismísimo Intendente de la ciudad de Paraná.
 
Por eso, la acusación hecha a Santiago VIGIL es muy grave, tanto como la imputación a los policías; y en e medio los ciudadanos, en este caso quienes habitan la localidad de Colina Teresa, deben saber quien es quien en sus pagos.
 
Esperemos que la justicia ponga luz sobre estos hechos; hoy la tecnología ventila pruebas casi irrefutables, así que con el solo hecho de ir por los celulares de todos los involucrados, y una justicia objetiva, se podrá luz sobre este escándalo que golpea una vez mas al gobierno provincial, dado el signo político de uno de los involucrados.
 
Fuente Utrapol