APROPOL Noticias - FERNANDO BARBOSA: La construcción de la culpabilidad y los mecanismos de la venganza y el odio
Rosario (Santa Fe) Argentina
Lun - Vie: 9:00 - 13:00 / 18 - 20 - Sábados y Domingos cerrado

banner superior 22 jun23 azul A

FERNANDO BARBOSA: La construcción de la culpabilidad y los mecanismos de la venganza y el odio

alvarez 21

El joven supuestamente desaparecido en la comisaría 21 estaba en casa de su abuela. Nadie tomó los recaudos del caso y se allanó la comisaría, se escribieron tapas que anticiparon sospechas sobre trabajadores inocentes y se intentó armar una causa al estilo Franco Casco.

Por Hugo Alvarez (*)

El problema de las CAUSAS ARMADAS ya viene siendo denunciado hace tiempo por las organizaciones gremiales, sindicales y de Derechos Humanos.
Al respecto de esto, el CELS ya ha mencionado que "las causas armadas son causas penales en las que se inventa un delito o le atribuye un delito a una persona que no participó en el hecho. En muchos casos se manipulan o fraguan pruebas. Estas prácticas persisten o incluso pueden haber aumentado si tenemos en cuenta la cantidad de denuncias que los organismos estatales, organizaciones sociales y de derechos humanos recibimos en los últimos años (...) muchas 'causas armadas' tenían como objetivo dar una respuesta rápida ante casos perturbadores en los que la opinión pública y las autoridades presionan por un esclarecimiento inmediato.

El débil control político y la convalidación judicial son los factores que incentivan el fraguado de hechos.

Dicho esto, no hay duda de que en el caso de Fernando Barbosa se intentó sin éxito armar una ficción al estilo de otra CAUSA ARMADA emblemática en nuestra provincia, la causa Franco Casco.

Los mecanismos de la culpabilidad en pleno apogeo

"Queremos que nos den una explicación. Ayer me confirmaron que mi hijo Fernando estaba en la 21. Me hicieron traerle ropa y hoy vengo y mi hijo desapareció (...) Me dijeron que estaba detenido acá, ¿qué hicieron con mi hijo?, él no puede desaparecer (...) los propios detenidos confirmaron que ahí había estado mí hijo y que estaba golpeado (...) Todos me dijeron que mi hijo estuvo ahí, que estuvo en una silla todo golpeado y que tipo 1 o 2 de la mañana lo sacaron de la comisaría”.

 

21 1

21 2

21 3


Con estos dichos se despachó la madre de Fernando, por supuesto a ningún trabajador policial se le permitió un espacio en Rosario3, o en Rosario Plus donde dieron al caso una visibilización que empañaria a la película "la noche de los lápices".

La misma dinámica llevada a cabo en la CAUSA ARMADA por la lamentable muerte de Franco Casco. Exprimir a los detenidos que habidos de contar historias contra el personal policial mienten y confirman extremos que luego son confirmados como falsos de toda falsedad por evidencia objetiva (en el caso Casco autopsias, fotos, videos y múltiples testimonios de expertos) y en el caso de Fernando Barbosa, por la propia realidad de que el joven NI SIQUIERA ESTUVO DETENIDO.

Con respecto a la construcción mediática, ni el jefe de la seccional, ni vocero alguno de la unidad regional dos fue entrevistado por los mismos cronistas que iban construyendo una trama de sospechas sobre trabajadores INOCENTES.

¿Dónde esta Fernando?

"Mire usted, me va a disculpar la quema en la puerta, las acusaciones falsas, la denigración, la afectación a la dignidad y la honra, la criminalización y estigma gratuito sobre trabajadores INOCENTES, pero Fernando está en casa de su abuela tomando unos mates. Cómo es costumbre social, histórica, simbólica, cultural y gratuita acusar a trabajadores policiales INOCENTES y teniendo todo un aparato mediático y político conforme con ello, esto nos pareció más acorde" sería lo que pensaron aquellos que decidieron dar rienda suelta a la orgía de la acusación.

 

21 4

21 5

21 6

21 7

 

Las siguientes declaraciones de los padres de Fernando fueron "nos dijeron que estaba ahí (en la comisaría 21ª), que tenían doce detenidos. Después que habían contado mal y que eran once. Pero la madre entró con un teléfono y los presos le dijeron que había estado ahí y se lo llevaron tipo 1 o 2 de la mañana”, con esto el padre confirmó que todos los detenidos habían mentido, al igual que en la causa armada Casco.

"No sé más nada, pero está de sus abuelos maternos que viven a dos casas de donde vivimos nosotros. Gracias a todos, no tengo idea de qué pasó pero tenemos mucha emoción por saber que está bien” .

Reflexión y deuda

Desde las organizaciones gremiales, sindicales, sociales y de Derechos Humanos esperamos una disculpa pública de todos aquellos que presumieron culpables a trabajadores INOCENTES.

En igual medida esperamos que Rosario3, RosarioPlus y todos aquellos medios que dieron una cobertura UNIDIRECCIONAL al caso den sendos derechos a réplica a los trabajadores policiales.

Llamamos a repensar en dónde estamos parados con respecto a la estigmatización, criminalización y construcción de la culpabilidad sobre personas INOCENTES.

(*) Presidente de la Asociacion Civil Inocente Colectivo

APROPOL Noticias